Cuando vivir es compartir: los jóvenes de la era digital

18 Diciembre 2017

Imagen Destacada
No hay duda de que aquellas personas que ya han nacido en la era de Internet llevan incorporada la tecnología en su vida cotidiana con una naturalidad que quizá no tienen las generaciones precedentes. Los más jóvenes no han tenido que realizar ningún esfuerzo para habitar en las redes, para desarrollar su “yo digital”, el mosaico compuesto por las pequeñas teselas sobre uno mismo que son depositadas en los distintos medios sociales. Ellos viven desde el principio en el mundo digital.

Desde la perspectiva de los adultos a menudo se juzga a la ligera la relación de la juventud con sus dispositivos electrónicos: se les acusa de estar enganchados a sus smartphones, de ignorar los peligros que acechan en las redes, de preferir las relaciones virtuales a las reales… Sin embargo, muchos de estos presupuestos no son tan reales, como demuestra el estudio Si lo vives lo compartes. Cómo se comunican los jóvenes en un mundo digital publicado por Fundación Telefónica.

La metodología del trabajo tiene un nivel cualitativo de análisis basado en grupos de discusión para estudiar las percepciones, actitudes, creencias y valores que caracterizan las decisiones sobre adopción, continuidad y discontinuidad en la participación de los jóvenes en la comunicación social digital en España, y también en entrevistas en profundidad a expertos relacionados con los jóvenes, la tecnología y la educación. Por otro lado, y desde la perspectiva cuantitativa, se ha llevado a cabo un trabajo de campo mediante el cuestionario online creado en la plataforma Survey Monkey.

Una de las principales conclusiones, bastante previsible tratándose de nativos digitales, es que para los jóvenes estar online constantemente es una prioridad. Los smartphones y las redes inalámbricas les permiten la deseada ubicuidad de la comunicación, es decir, el poder estar conectados con los demás en cualquier momento desde cualquier lugar.

En lo que respecta al uso de las distintas redes sociales, la juventud elige red en función de las preferencias de su grupo. O lo que es lo mismo, están presentes digitalmente donde están los demás. De hecho, de acuerdo con la encuesta realizada, el 74% reconoce que su razón de estar en las redes es estar en contacto con sus amigos y un 11,8% lo hace para para hacer nuevas amistades. De esta forma, parece evidente que el mundo digital es una extensión de las relaciones sociales que se tienen en el mundo real y en parte se rechaza esa imagen negativa extendida del joven enganchado al ordenador que es incapaz de mantener relaciones cara a cara.

Otro mito negativo que el estudio de alguna forma desmonta es el que defiende que los jóvenes no conocen los factores de riesgo que esconden las redes. Lo cierto es que tienen suficiente información sobre privacidad y seguridad puesto que desde los centros educativos existe cierto compromiso para que los menores, adolescentes y jóvenes, cada uno en su etapa educativa, reciban la formación suficiente respecto a todo aquello que en Internet está relacionado con los riesgos asociados a la navegación. Ahora bien, también queda patente que sus prioridades pasan por compartir sus experiencias online y que están dispuestos a poner en peligro su intimidad con tal de no dejar de hacerlo.

Lo que sí evidencian los resultados es que los jóvenes no leen las normativas sobre las condiciones de uso a la hora de abrir un perfil en medios sociales (“nadie se lo ha leído”, alegan en los grupos de discusión). Hay que resaltar sin embargo que no pocos adultos acceden a servicios online sin leer los avisos legales.

La juventud muestra cierto rechazo hacia el marketing online. En general, consideran invasiva la publicidad colocada en sus redes sociales, e incluso intrusiva con su intimidad, especialmente aquella que les es dirigida en función de los intereses personales que exponen en su perfil, como por ejemplo la que aparece en Facebook que es personalizada en función de factores como los likes y contenidos compartidos.

Finalmente, el estudio Si lo vives lo compartes. Cómo se comunican los jóvenes en un mundo digital presenta dos funcionalidades específicas que presentan los medios sociales para la juventud: la información y la movilización.

El mantenerse informados de aquellos temas que les interesan es una de las principales razones que atrae a los jóvenes al mundo digital. En concreto:

  • El seguimiento de páginas web sobre temas de la actualidad cultural, búsquedas sobre actualidad musical, conciertos, estrenos de cine y teatro, moda…
  • Consulta de páginas que contienen información relacionada con sus aficiones personales (videojuegos, lecturas, información sobre actores, cantantes, aficiones deportivas…).
  • Participación en foros temáticos para expresar su opinión personal sobre películas visionadas.
  • Participación activa en la elaboración de blogs y en redes sociales como YouTube para crear, colgar y divulgar vídeos relacionados con las aficiones que se practican.

Paralelamente, las redes sociales son herramientas para expandir y amplificar la información y los mensajes de llamamiento a la participación ciudadana ante situaciones de injusticia, desigualdad o violencia que experimentamos los ciudadanos de cualquier país. Para los nativos digitales, la participación desde temprana edad en espacios como Twitter les ha permitido estar informados acerca de propuestas diversas de este tipo. Las razones que les llevan a movilizarse son morales, personales, por pertenencia de grupo, proximidad geográfica de la causa o por la capacidad de liderazgo de los convocantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.